NO ES RELIGIÓN O NO RELIGIÓN, SE TRATA DE HOMBRE LIBRE VS. DOMINACIÓN DE INSTITUCIÓN RELIGIOSA.


Por Víctor Manuel Cáceres.

Este escrito es una reflexión sobre la noticias en las que usualmente leo que por motivos de diferencias religiosas el ser humano mata a su prójimo sin siquiera considerar el mínimo de tolerancia a creencias distintas. Hemos salido al mundo a descalificar y perseguir a aquellos que profesan una fe diferente y hemos hecho de una cuestión esencialmente espiritual la justificación necesaria para proceder a actos que realmente no condicen con la esencialidad de la relación con Dios.

Viendo que la religión se usa cómo excusa para el exterminio sistemático de determinados grupos de gente que profesan su creencia y visto y considerando que muchas de estas religiones deben su intolerancia a su sistema de creencias y a sus líderes religiosos, los cuales manejan una agenda que no tiene que ver con lo religioso… No sé que excusa le quedaría a los hombres para matarse entre sí si las instituciones religiosas no existiesen. Cuando las posturas se radicalizan, se mata sin sentido y de eso no escapa ninguna religión.

be

El problema no es la religión, son las instituciones y los líderes que manejan en la administración de las mismas lo que promueven determinados comportamientos y son capaces de llevar cualquier creencia al extremo con el fin de establecer una determinada dominación sobre los creyentes. Estas instituciones no están exentas del pecado de la manipulación, tal como ocurre en el discurso político o social con el fin de predisponer a determinado comportamiento a la gente.

Dominacion religiosa de los indigenas en America.

¿Esencialmente una religión debe ser un acatamiento rígido a las doctrinas e interpretaciones de lo divino que dan otros hombres o debe ser una camino a la realización moral, espiritual y existencial del hombre? ¿Por qué considerar a un semejante como infiel o contrario a nosotros por no tener el mismo sistema de creencias?

La religión debe crear consciencia, no obediencia por sumisión.

¿Cuál la finalidad de la obediencia ciega como expresión de fe que nos quieren imponer los administradores de las instituciones religiosas? ¿La realización del ser humano en sí mismo y en su relación con sus semejantes y con las cosas? ¿La imposición de una ideología o una tésis religiosa que debe estar por encima de los demás tratando de prevalecer finalmente? ¿El extermino de la diversidad y de los que practican su propia cultura religiosa? ¿La alienación o el dominio supuestamente impuesto por un ser supremo, pero administrado por seres humanos que se toman autoridad por sobre nuestra libertad y conciencia en nombre de lo absoluto? Muchas preguntas sin contestar…

La relación con lo absoluto no significa necesariamente el acatamiento de lo que impone una élite defendiendo intereses propios con el fin de mantener una estructura de poder.

Ni los bienes del espíritu ni la lucha contra el mal devienen del exterminio de lo antagónico sino del ejercicio de la fe y del bien.

Obedecer sin cuestionar la naturaleza del mandato, cuando el mismo discrepa con los principios espirituales es el primer síntoma de sumisión y de fanatismo ciego.

La religion es instrumentada por la politica con el fin de establecer conflictos y aprovecharse de los mismos, remarcando la diferencia y la exclusion y exterminio de otros.

IRAQ-UNREST-ARMY-EXECUTION

Las practicas religiosas tienen una raiz fundamental y es parte de la comunidad de espiritu de una nacion. El aprovechamiento de la creencia de los hombres para establecer a traves de ella dominacion y de manipular voluntades individuales con la motivacion de que los interpretes de la Divinidad establecen cual es su “voluntad”y el acatamiento de la misma se vera gratamente recompensada por ser supremo.

La religion lastimosamente se relaciona con los pecados de las instituciones y de los hombres que las administran y lideran. Ovejas y pastores, estos roles impiden al hombre la opcion, la eleccion, la libertad individual, la conducta etica a traves de la razon, el bien por su naturaleza misma. Los hombres son conducidos, se les dice lo que deben pensar o no, lo que deben cuestionar o no, lo que deben enfrentar o no, se imponen pautas de pensamientos, de cultura, de moral, de costumbres, hasta se define lo que es realmente la libertad y la salvacion a traves de la obediencia.

En el fondo el acatamiento y la obediencia no son posturas comodas para el ser humano, que de por si aspira a la libertad. Mas su aspiracion de libertad, en la mayoria de los casos, no le aleja de la tentacion de acometer una mision supuestamente divina ni de sojuzgar a otros para sentirse poderoso y divino, obedeciendo su naturaleza perversa y convenciendose asi mismo de que obedece la voluntad de la divinidad.

oi

Esta entrada fue publicada en OPINIÓN. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s